REVUELTOS A LA PANADERA

Se cortan por la mitad 5 ó 6 panes franceses del día anterior, se les saca la cáscara y se fríen con manteca y aceite; luego con un pequeño cuchillo se excava la miga de modo que quede como una tarteleta.

Se prepara un revuelto; en 60 g de manteca se dora 1 cebolla picada, perejil, se añaden 120 g de jamón cocido picado fino y 8 huevos batidos con un vaso de leche casi lleno, se sazona con sal y, si se desea, pimienta; se revuelve hasta que el conjunto esté bien cocido y algo jugoso y se rellenan los botecitos de pan frito.

Es un modo de hacer comer a los chicos huevo y jamón.

El plato contiene proteínas completas, grasas, calcio y fósforo.

Posiblemente vitaminas A y D.

Como plato único debe compensarse con otro de verduras, o ensala­das, o frutas, pues es de residuo ácido.

Puede darse al niño desde que sea capaz de comerlos.

revueltos-panadera

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *