LA CARNE ASADA

Se toma un trozo de carne que no sea grueso y se lo pone directamente de un lado y otro sobre la plancha caliente o la rejilla del asador.

La carne debe quedar firme con una costra notoria y el interior jugoso y sabroso, «a punto».

Este modo de asar asegura una esterilización suficiente.

Contiene una proteína completa, grasa y sales minerales.

El niño puede tomarla desde el 7° mes de su edad, naturalmente bien picada por razones de mecánica bucal.

Esta técnica es apli­cada a los bifes y a las costillas.

carne-asada

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *